¿Cómo ayuda una consultora externa a tu proyecto minero?

tunel-mineria

La contratación de una consultora minera externa puede no ser un gasto que se contemple dentro de la planificación de un proyecto minero. A la hora de establecer una lista de prioridades puede parecer que otros aspectos tienen más importancia que esa lista de consejos a la que no le ves el resultado el primer día. Pero a largo plazo, los resultados de invertir en una consultora suelen ser muy beneficiosos. No solo se consiguen buenos objetivos sobre el proyecto en particular, sino que es capaz de crear una serie de dinámicas de trabajo, filosofía de empresa y actitud ante las distintas situaciones que provocan una mejora notable en el funcionamiento interno de la compañía.

Veamos en qué aspectos una consultora minera externa beneficia a una empresa.

Los expertos en consultoría ayudarán a crear un mejor flujo de comunicación entre stakeholders, patrocinadores y socios. Ya sea en una situación de conflicto o para buscar la mejor vía para llegar a un objetivo, el consultor, mediante un análisis del entorno, asesorará a todas las partes para buscar la mejor forma de colaboración de cara a solventar el problema.

Esta misma capacidad de análisis, de ir a la raíz del conflicto, es la que hace que el consultor sea alguien capaz de obtener con total exactitud la información necesaria para que el proyecto progrese. Hará preguntas, reparará con frecuencia en los pequeños detalles hasta identificar qué cuestiones que no habían sido tratadas con anterioridad se tienen que convertir en aspectos relevantes del trabajo.

Uno de los cambios a largo plazo será el contagio de esta forma de trabajar en el resto de los integrantes y trabajadores de tu equipo. La asesoría es como un curso. Algo que se observa, se interioriza y se aprende. Un consultor experto sabrá transmitir a la empresa su dinámica de trabajo y sus habilidades de comunicación con las otras partes implicadas en el proyecto (stakeholders, patrocinadores, etc.).

Por último, optimizar la utilización de recursos y capitales a nuestro alcance minimizando los costes y riesgos y consiguiendo el mayor beneficio posible será el fin último de la labor del consultor externo. Una inversión puntual que repercutirá de manera positiva en los resultados de la empresa contratante durante años.

 

Post Your Thoughts